Día Mundial para la Concienciación sobre el Autismo

hebergeur d'image

El Día Internacional del Autismo recuerda los derechos de las personas que sufren este trastorno
Son muchas las personas que sufren autismo en todo el mundo. Se trata de un desorden del desarrollo del cerebro que puede comenzar en niños antes de los tres años de edad y que deteriora su comunicación e interacción social. Hoy, 2 de abril, se celebra el Día Internacional de este trastorno, que pretende recordar los derechos de quienes lo padecen.
Varias organizaciones trabajan para conseguir más recursos destinados a investigar y tratar el autismo. La Asociación de Padres de Afectados por Autismo y otros Trastornos del Espectro Autista de Bizkaia (APNABI) y la Asociación Guipuzcoana de Autismo (GAUTENA), que aglutinan a un millar de familias, se han adherido al manifiesto de la Organización Mundial del Autismo (OMA) para que estas personas consigan ser verdaderamente “ciudadanos visibles”.
El autismo puede comenzar en niños antes de los tres años de edad
“Las personas con autismo son, como el resto de la sociedad, ciudadanos de pleno derecho, y por ellos seguiremos trabajando”, señala María Isabel Bayonas Ibarra, presidenta de la OMA, que advierte de que los autistas “no son ‘ciudadanos invisibles’ y todos, ellos y nosotros, seguiremos reclamando la atención y cuidado que precisan”.
El autismo puede comenzar en niños antes de los tres años de edad
La Carta de Derechos de Personas con Autismo reconoce su derecho a una educación inclusiva, a un alojamiento idóneo y acceso a tratamientos adecuados
Cómo reconocer a un niño autista
A un pequeño que padece autismo se le reconoce por los siguientes comportamientos:
– Deja de hablar o no lo ha hecho nunca. Su lenguaje es limitado.
– Repite siempre lo mismo o lo que oye.
– No responde a su nombre ni obedece instrucciones.
– No se inmuta ante sonidos, aunque no soporta algunos ruidos o luces.
– No juega con juguetes. Tampoco lo hace con los demás niños.
– Le gusta llevar objetos en la mano sin razón aparente.
– Apila objetos o los pone en línea.
– Evita cualquier contacto visual y no le gusta que le toquen.
– No está pendiente de su entorno.
– Para pedir las cosas toma la mano de alguien y la dirige hacia lo que desea.
– Camina de puntillas y se ríe muchas veces sin motivo.
– Tiene obsesión por la rutina, no soporta los cambios. Repite un patrón una y otra vez.
– Suele quedarse quieto, mirando un punto fijo. Día

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s